Presidentes agobiados por los manipuladores

Los presidentes de Guatemala, sobre todo los que llegaron al poder a partir de la reinstauración de la democracia en 1986, han sido un puñado de políticos pusilánimes y oportunistas, la mayoría de los cuales se han aprovechado de su condición y, quizá lo más intolerable, es que han permitido que muchos otros abusen del poder para favorecer a colaboradores, parientes y financistas, en un perverso círculo de degradación nacional.
Consultar la fuente